Entrega de premios del I Concurso Poético-Fotográfico de Escritura Corporal

•noviembre 24, 2011 • Dejar un comentario

El próximo sábado 17 de diciembre a las 23:00 tendrá lugar en la sede de la Asociación Nido del Escorpión la ceremonia de entrega de premios a los ganadores y finalistas del I Premio Poético-Fotográfico de Escritura Corporal, patrocinado por el Magazine Cultural Jot Down.

Durante la ceremonia se presentarán tanto los trabajos ganadores como una selección de los finalistas. En algún momento ofreceremos un cuentacuentos narrado por Lapidario y Françoise que incluirá escritura corporal y toques de shibari… Y por lo demás, durante el resto de la noche pondremos pinceles, tinta y poemas a disposición de quien se anime a escribir sobre la piel de algún lienzo humano. 🙂

Las plazas son limitadas, así que por favor confirmad vuestro interés en asistir enviando un correo electrónico a enelnidodelescorpion@gmail.com cuanto antes mejor…

Veredicto del I Premio Poético-Fotográfico de Escritura Corporal

•noviembre 2, 2011 • 2 comentarios

En esta primera edición del Premio Poético-Fotográfico de Escritura Corporal se han recibido 47 trabajos de seis países diferentes. Tras realizar una preselección, intercambiar opiniones y proceder a una votación final, el jurado compuesto por Pura Salceda, Jesús Llaría, Daniel Zamora, Ricardo J., Ángel Fernández, Josep Lapidario y Françoise ha decidido premiar los siguientes trabajos, valorando especialmente su equilibrio y complementariedad entre poesía e imagen:

Primer Premio

Dotado con un lector de libros electrónicos Papyre 6.2 y una tableta digitalizadora Wacom Bamboo A5, se concede al trabajo:

        Espéciame, de Celia Parra Díaz (poema) y Cristina López Astorgano (fotografía).

Segundo Premio:

Dotado con un kit de caligrafía japonesa, se concede ex aequo a los trabajos:

      Andinista de cuerpo completo, de Vanesa Carrizo.

      Haikús, de Ibex Strange Team.

Las imágenes y poesías se harán públicas durante el transcurso de la ceremonia de entrega de premios, que tendrá lugar en la sede de la asociación cultural Nido del Escorpión en Barcelona a mediados del mes de diciembre. La fecha exacta y los detalles del acto se comunicarán en los próximos días.

Queremos agradecer la participación de todos aquellos que han enviado fotografías y poemas, y esperamos que el proceso de escribir utilizando como lienzo la piel humana haya proporcionado momentos adecuadamente placenteros, creativos y excitantes… 🙂

Artículo sobre los nyotaimori en Jot Down Magazine

•noviembre 1, 2011 • Dejar un comentario

(Por Josep)

Desde hace poco estoy escribiendo algunos artículos para el siempre apasionante Magazine Cultural Jot Down… Uno de ellos hace referencia a los orígenes underground de los nyotaimori (body sushis) y repasa el funcionamiento de los que estuvimos organizando en el Nido. Aquí lo tenéis: espero que os guste…

http://www.jotdown.es/2011/10/nyotaimori/

No sabemos aún cuándo celebraremos otro nyotaimori en el Nido… ¡Si a alguien le interesa asistir a alguno, que contacte con nosotros por correo electrónico y le iremos informando!

Foto de Albert Jodar

Talleres de Scott Smith y Fabulous Las Vegas Party!

•octubre 18, 2011 • Dejar un comentario

(Por Josep)

Vamos recuperando el ritmo del blog compartiendo con vosotros dos eventos que tendrán lugar el primer fin de semana de noviembre…

Talleres de Scott Smith

Scott Smith es un educador BDSM canadiense de renombre, especialista en edge play y juegos de una especial pasión e intensidad. Los que tuvimos la oportunidad de verle recientemente en acción en el Nido vimos a alguien duro e intenso pero de fácil trato, sensato y experimentado… Le hemos pedido que imparta algunos de sus talleres en el Nido: es una oportunidad única para aprender de una fuente experta sobre temas desgraciadamente poco conocidos y de los que es difícil encontrar información fiable.

INFORMACIÓN DE LOS TALLERES:

Día 4 de Noviembre – Viernes

W1 – 18:00 a 19:30 – Flogging/Pummeling (Azotes con floggers y con las manos)
W2 – 20:00 a 21:30 – Control de la respiración

Día 5 de Noviembre – Sábado

W3 – 18:00 a 19:30 – Puntos de presión y juegos de resistencia
W4 – 20:00 a 21:30 – “Interrogatorios”

– No es necesario venir en pareja. El grueso de los talleres es demostrativo y explicativo, pudiéndose practicar entre los asistentes del taller (bajo la supervisión de Scott) si así lo desean.

– Los talleres están dirigidos no sólo a Dominantes/tops sino también a sumis@s/bottoms… Los primeros aprenderán cómo realizar estas actividades de forma segura, y los segundos aprenderán a explorar sus límites y a reconocer cuándo un Dom juega (o no) con seguridad.

– LAS PLAZAS ESTÁN LIMITADAS a un máximo de 13 personas por taller, así que no tardéis en hacer vuestra reserva. Para reservar escribid a enelnidodelescorpion@gmail.com comentando a qué talleres os gustaría asistir y os explicaremos el procedimiento a seguir.

– Existe la posibilidad de realizar clases privadas.

Más información sobre Scott en su web y su perfil de Fetlife:

http://www.onewithknots.com/about-scott-smith-bdsm/…
https://fetlife.com/users/70543

What happens in Vegas…

Y por otro lado… ¡El sábado 5 de noviembre celebraremos mi cumpleaños con un cuentacuentos marca de la casa, espectáculo, música, buen rollo y más de cien elefantes! 🙂 A ver si recuperamos la costumbre de traer aquí la crónica posterior de la fiesta…

 

 

 

 

subYOGAción: taller de yoga para bottoms

•octubre 12, 2011 • Dejar un comentario

Tras varios meses en que no hemos encontrado ni un momento para actualizar el blog, retomamos las actualizaciones con el sano propósito de informar de nuestras próximas actividades, colgar las crónicas de los eventos y seguir escribiendo de vez en cuando reflexiones bedesemeras.

Y empezamos anunciando el inicio del taller de yoga para sumis@s/bottoms/switches llamado subYOGAción, que impartirá la bailarina y terapeuta Lou Retro en el Nido del Escorpión. Los objetivos principales del taller son emplear el yoga para  trabajar el cuerpo consiguiendo flexibilidad, agilidad y fuerza; la mente para desarrollar la calma y la paciencia; y las emociones para generar gratitud, humildad y entrega.

subYOGAción - Foto de Kent Douglas para Complete Shibari

Las clases serán de 1,5h a la semana, en dos grupos:

Lunes (a partir del 17-Octubre) de 19:00 a 20:30
o Miércoles (a partir del 19-Octubre) de 19:00 a 20:30

El pasado sábado 8 de Octubre, durante el transcurso de la fiesta Pet Party en el Nido del Escorpión, Lou Retro presentó una pequeña performance en la que pudo demostrar de forma práctica alguno de los objetivos principales del taller. Las fotos que aparecen a continuación fueron tomadas esa noche por ivo_bcn.

Le cedemos ahora la palabra a la propia Lou Retro para que se presente a sí misma y los objetivos del taller:

“Conocemos los beneficios del yoga desde hace muchos años: ha pasado de ser una actividad minoritaria a una práctica muy popular en todo el mundo con variaciones dependiendo de los objetivos y del tipo de estudiante.

Soy bailarina profesional desde hace más de 15 años, instructora de yoga, terapeuta titulada y bottom en mi vida personal. Con los años he aprendido a combinar mis aprendizajes y experiencias para poder entregarme sin limitaciones a los juegos y peticiones de mi pareja. Agradezco a nuestros amigos del Nido que me den la oportunidad de compartirlo con la comunidad BDSM…

Al crear “subYOGAción” he pensado especialmente en las necesidades de un/a bottom, sub, switch… Combinaremos ejercicios de elasticidad de danza con el trabajo de asanas de yoga para corregir malas posturas y costumbres que nos perjudican sutilmente en el día a día y que nos limitan (de manera más evidente) en nuestros juegos y roles de pareja. Ganaremos progresivamente elasticidad y tono muscular, así como mayor movilidad en las articulaciones.


Gracias a las técnicas de Panayama controlaremos y mejoraremos nuestra respiración, aportando calma mental y oxigenando nuestros cuerpos.

Las clases (de hora y media de duración) tratarán el cuerpo y también la mente. Trabajaremos la motivación personal a través de pequeñas meditaciones guiadas al principio de cada sesión: esto nos aportara energía y concentración y, a medio plazo, nos calará en el día a día.

Es importante la continuidad para ver los resultados, aunque si alguien se queda rezagado puede incorporarse más adelante. Considero que cada persona tiene unas necesidades y un ritmo diferente, por eso soy de la opinión que cuanto más exclusiva la enseñanza mejor… Así que habrá plazas limitadas.”

Quien quiera más información sobre el taller y reservar una plaza (ya están casi todas cogidas pero queda alguna libre todavía) puede escribirnos un mail (el correo de contacto está en la barra lateral derecha del blog). ¡No tardéis en apuntaros!

Lou Retro ha puesto a disposición del público el vídeo (grabado por Dómina Verenice) de su performance en el Nido. Quien quiera puede echarle un vistazo pulsando en este enlace.

http://www.facebook.com/photo.php?v=170658019685777

¡Y nosotros volveremos a actualizar enseguida con más talleres y eventos que estamos cocinando! 🙂

I Premio Poético-Fotográfico de Escritura Corporal

•julio 15, 2011 • 2 comentarios

No hemos permanecido ociosos estos tres últimos meses en que no hemos podido actualizar el blog: a finales de julio terminaremos la temporada dejando tras nosotros un buen número de encuentros, fiestas y eventos de los que os hablaremos en su debido momento… Pero antes que nada Françoise y yo queremos comunicaros oficialmente la convocatoria del I Premio Poético-Fotográfico de Escritura Corporal, creado por el Nido del Escorpión y patrocinado por el Magazine Cultural Jot Down.

“Cuando Dios hizo al primer modelo en arcilla del ser humano le pintó los ojos, los labios y el sexo. Luego pintó el nombre de cada persona para que el dueño no lo olvidase”.

The pillow book.

Jot Down y el Nido del Escorpión desean rendir homenaje al arte erótico de la escritura corporal, la caligrafía que emplea como lienzo viviente la piel humana en lugar de un vulgar papel. Es éste un placer estético y sensual que Peter Greenaway inmortalizó en The Pillow Book, cuya protagonista encuentra un goce exquisito sintiéndose página en blanco que sus amantes puedan embellecer con las caricias del pincel. Cada texto encuentra su manera natural de acomodarse sobre la piel desnuda: en ordenadas franjas y renglones, siguiendo retorcidas espirales, diseños de miniaturista medieval o hermosos caligramas como los de Apollinaire.

Cuando el rabino Judá León pintó la palabra Emet (verdad) sobre la frente de una criatura de barro, le dio vida convirtiéndola en el Golem. Del mismo modo, un escritor puede insuflar vida a sus poemas grabándolos sobre la piel.

 

El I Premio Poético-Fotográfico de Escritura Corporal creado por la Asociación Cultural Nido del Escorpión y patrocinado por el Magazine Cultural Jot Down tendrá las siguientes bases:

1. Para participar en el concurso se debe presentar un poema con un máximo de 14 versos y una fotografía que muestre al menos 3 de esos versos escritos sobre la piel.

2. Sea cual sea el origen y formato de la fotografía, deberá enviarse con 300 dpi de resolución, en formato .jpg y con 2000 pixeles por el lado grande.

3. Los poemas deberán estar escritos en castellano (o en catalán, gallego o vasco si se adjunta traducción al castellano) y no deben haber sido publicados con anterioridad ni en Internet ni en papel.

4. El tema es completamente libre, aunque se recomienda el erotismo a flor de piel.

5. Para participar se deberá enviar un mensaje por correo electrónico a:  escrituracorporal@gmail.com  incluyendo en el Asunto: “I Premio Poético-fotográfico de Escritura Corporal”. En el correo deberán aparecer tres archivos adjuntos:

  • El poema en cualquier formato de documento (.txt, .doc, .pdf…).
  • El archivo .jpg de la foto en el formato descrito en el punto 3.
  • Un documento que  en que aparezcan los siguientes datos: pseudónimo,  nombre y apellidos reales, teléfono y e-mail.

6. Se otorgará como primer premio un lector electrónico de libros Papyre 6.2 con pantalla Sipix junto a una tableta digitalizadora Wacom Bamboo A5, ambos proporcionados por Jot Down. El segundo premio consistirá en un kit de caligrafía japonesa. El jurado podrá conceder los accésit honoríficos que considere necesario. El premio no podrá declararse desierto.

 

 7. La revista Jot Down publicará los poemas y fotografías que considere conveniente de entre los participantes.

8. El plazo de admisión vence el 10 de Octubre de 2011. El fallo se hará público en Octubre, mes en que se realizará la entrega de premios durante una fiesta privada en el Nido del Escorpión en Barcelona. La asistencia del ganador a la entrega de premios se recomienda, pero no será exigida.

9. El jurado estará formado por poetas , fotógrafos y representantes de Jot Down y el Nido del Escorpión:

1. Jesús Llaría: fotógrafo, hedonista aficionado y especialmente interesado en todo tipo de imposturas relacionadas con la piel humana.

2. Pura Salceda: Secretaria General de la Asociación Colegial de Escritores de Cataluña. El tema central de su poesía es el erotismo en sus múltiples variantes, como el BDSM en Versos de perra negra o La Mirada de Astarté.

3. Daniel Zamora: escritor y licenciado en Filosofía por la Universidad de Barcelona. Ha publicado el poemario El canto precursoren la Editorial Devenir y actualmente colabora en el Magazine Cultural Jot Down.

4. Ricardo J: rentista de vocación actualmente recogido en la redacción del Magazine Cultural Jot Down, ha fingido leer centenares de poemarios a lo largo de su vida por temor a ser convocado como miembro de un jurado de estas características.

5. Josep Lapidario y Françoise: cofundadores de la Asociación Cultural Nido del Escorpión, son una pareja con intereses tan dispares como el BDSM, la música, la literatura, la niponofilia, la gula, la lujuria y la pereza.

6. Ángel Fernández: emprendedor andaluz cofundador del Magazine Cultural Jot Down. Entusiasta de los juegos matemáticos en la literatura, de las técnicas Oulipianas y de la enigmística.

Cuerdas Por Japón y Listo Party!

•abril 7, 2011 • 1 comentario

Llevamos un tiempo tardando en actualizar el blog (¡a ver si acabamos de mudarnos por fin, que esto parecen las obras de la Sagrada Familia!), y hemos estado más ocupados comentando las fiestas pasadas que anunciando encuentros futuros… Para cambiar esta tendencia, aprovecharemos esta entrada para presentar dos encuentros muy especiales que tendrán lugar el próximo sábado 9 de Abril: por la tarde el evento benéfico “Cuerdas por Japón”, en el Club Social Rosas 5; y por la noche la Listo Party en el Nido del Escorpión…

CUERDAS POR JAPÓN

Poco después del terremoto y el consiguiente tsunami en Japón el pasado marzo, el atador Alberto No Shibari tuvo la idea de organizar un evento benéfico que tuviera lugar simultáneamente en varias ciudades de España, y en el que participasen todos los aficionados al arte de la atadura erótica japonesa que desearan expresar su solidaridad con los damnificados por la catástrofe. Por ahora se han apuntado Barcelona, Madrid, Gijón y Granada,  ciudades con una especial densidad de amantes del shibari

Los fondos recaudados serán enviados íntegramente a la organización ASHINAGA, que se dedica a dar soporte económico, educativo y emocional a los niños afectados por las consecuencias del desastre en Japón. La idea principal no es sólo recaudar dinero (aunque todo ayuda), sino enviar ánimo y buenos deseos a alguna de las comunidades locales más afectadas por el desastre. Intenté expresarlo en las palabras de introducción a la web:

El pasado 11 de Marzo la costa este de Japón se vio sacudida por el peor terremoto en sus miles de años de historia: dos minutos bastaron para provocar un tsunami que segó miles de vidas, destruyó todo lo que encontró a su paso y despertó olvidados fantasmas nucleares. En japonés existe una palabra para describir la compostura ante la adversidad: isagiyosa,virtud que el pueblo japonés está demostrando de forma impresionante… Pero nadie debería enfrentarse solo a la desgracia.De Japón hemos recibido hermosos regalos: uno de los mayores para nosotros es la belleza del arte erótico de la atadura, que nos proporciona momentos de estética, placer y alegría cuando abrazamos a nuestros modelos con las cuerdas. Ha llegado la hora de equilibrar el karma ayudando a Japón en su hora de mayor necesidad….

Para marcar un lugar como sagrado, los sintoístas japoneses lo rodean con una cuerda llamada shimenawa. Nosotros convertiremos en sagrados varios lugares de España en los que ataremos a voluntarios y voluntarias con nuestras cuerdas de cáñamo y yute: sembraremos semillas de emoción, las regaremos con la energía de los atadores, y recogeremos no sólo entusiasmo y buenos sentimientos, sino también un dinero que hará mucho bien a las comunidades locales más afectadas por la catástrofe. Ayúdanos a atar nuestro shimenawa colectivo…

Diadema de cuerdas de Nikki Fennel

En Barcelona, el local que alojará el evento es el Club Social Rosas 5, que generosamente ofrece sus instalaciones y donará una parte importante de la recaudación de este día al envío de fondos. Además de diversas actuaciones y performances relacionadas con el shibari (y que se podrán seguir en directo en esta web), se pondrán a la venta confecciones en fieltro, abanicos, diademas de cuerdas, productos de cosmética, libros, camisetas… Mucha gente con habilidades y gustos diferentes está colaborando en la organización de forma totalmente desinteresada.

Confecciones de fieltro de Rut Boom

 

¡Animaos a venir al Rosas 5 a las 18:00 y a participar en esta iniciativa!

 

LISTO PARTY

Los que conozcáis el Nido o sigáis habitualmente este blog ya sabréis que no sólo organizamos fiestas BDSM, sino también encuentros artísticos, teatrales, literarios, musicales… Y a veces todo lo anterior al mismo tiempo, como en el caso que nos ocupa. Y es que el sábado 9 de Abril, por la noche a partir de las 22:30, el cachondo dibujante conocido como El Listo se va a dar un baño de masas en el Nido del Escorpión con motivo de la presentación del álbum amarillo que le ha publicado el TMEO.

En esta dirección tenéis todos los detalles de esta fiesta, incluyendo un widget Twitter donde se pueden seguir en directo las novedades. Tendremos de todo: una presentación del álbum a cargo de Mery Cuesta y Julio Arriaga; un monólogo frikisexual de Andrés Palomino (sí, el autor de las Crónicas PSN); un concierto de las chicas de Cruceros Perfidia (muy bien recordadas en el Nido, por cierto); performance del indescriptible Gran Héroe Azul y un minitaller-demostración de BDSM a cargo de Françoise y un servidor, aprovechando la vainillidad del evento para pervertir a todo incaut@ que se atreva… Todo eso, más sesiones de firmas y garabatos, proyecciones de cortos listeros y música a cargo de los DJs 5ml, DJ Spotifare y las Perfidia Sisters!

Es importante destacar que el aforo del Nido es muy limitado y que si en algún momento se supera, los que no puedan entrar tendrán que esperar en algún bar de las cercanías hasta que se libere espacio. Nuestra recomendación es que vengáis puntuales! Y, ya puestos a recomendar… ¡Compradle el álbum al Listo, que si se lo pedís educadamente, estoy seguro de que os firmará con algún dibujillo de los suyos! Y si le pedís que os firme, no sé, en el escote, como hace Lemmy habitualmente, seguro que lo hace con entusiasmo…

 

Lupercalia romana: ¡así celebramos San Valentín en el Nido!

•marzo 29, 2011 • 1 comentario

En el día de las fiestas Lupercales, muchos jóvenes nobles corren por la ciudad desnudos, entre risas, azotando a quienes se cruzan en su camino con látigos de cuero. Y muchas mujeres de rango salen a las calles para encontrarse con ellos…” Plutarco – Vida de Rómulo

Diversas obligaciones reclaman casi todo nuestro tiempo, pero seguimos encontrando ratillos para comentar aquí las últimas fiestas del Nido del Escorpión… ¡Le toca al turno a la pasada celebración de las Lupercales! Y es que San Valentín no ha sido siempre una fiesta edulcorada y cursi… Hasta el siglo V d.C., en los idus del segundo mes del año tenía lugar una celebración divertida, salvaje y pagana, cuyo espíritu quisimos recuperar en el Nido el pasado 12 de febrero.

En la noche de la vigilia del dios Fauno, los sacerdotes luperci o “amigos de los lobos”, elegidos de entre los más valientes y fogosos de la ciudad de Roma, se reunían en la gruta Ruminal. Allí, a los pies de la higuera sagrada, sacrificaban en honor de los dioses a dos jóvenes y sanos animales. Tras el sacrificio, se mojaban la frente con la sangre derramada y fabricaban látigos con la piel de las bestias. Esos látigos y el ritual de purificación que los acompañaba se llamaban februa, palabra que dio nombre al propio mes de febrero… ¡Y cuando los luperci corrían por el monte Palatino blandiendo estos látigos, las mujeres jóvenes y los hombres valientes salían a su paso para ser purificados por su azote!

No fue esta la primera fiesta toga celebrada en el Nido, y es que este tipo de encuentros resultan siempre muy divertidos y tienen un montón de ventajas: para empezar, el dresscode es especialmente barato y sencillo de conseguir (basta con una simple tela, sandalias y complementos opcionales). También es una vestimenta que rompe con lo habitual: disfrazarse ayuda a “romper el hielo”, a igualar a todo el mundo y a meter a la gente en situación… Y además, en palabras de unos buenos amigos madrileños que vinieron esos días de visita, “una toga va muy bien para guarrear”, jeje.

Foto de Aiko Erosblack

No era necesario que la toga fuese una tela blanca: ¡imaginación al poder! Tuvimos una toga de PVC que podéis ver en la foto inferior, otras de colores variados, una que tenía un cierto aire a chilaba y una espectacular toga-leopardo… 🙂

Foto de Aiko Erosblack

Françoise fue ayudando a la mayor parte de los asistentes a ponerse la toga correctamente. Y es que su estilazo, buen humor y sentido del glamour sirven tanto para vestir una Medical Fetish Party como una fiesta toga o un encuentro en honor de Betty Page, jaja…

Foto de Vic Moore

Y cuando todo el mundo estuvo al fin preparado, llegó la hora del sacrificio ritual que forma parte ineludible de las lupercales. Qué animal sacrificaban los sacerdotes luperci originales está abierto a debate, aunque lo más probable es que fuera algún tipo de lobo… Sin embargo, tanto a Françoise como a mí nos caen demasiado bien los bichos, así que decidimos sacrificar en su lugar a un par de humanos. 🙂 Nos reunimos pues en la sala roja, dispuestos a iniciar solemnemente el ritual, mientras sonaban las primeras notas de Synaulia (un grupo de música romana tradicional formado por historiadores, arqueólogos y coreógrafos):

Foto de Vic Moore

El primer animal sacrificado fue un toro bravo… O más bien un Minotauro, siendo estrictos: una fiera bestia descendiente de la que mató Teseo, y que opuso toda la resistencia que pudo a la valiente sacerdotisa Françoise, que tuvo que traerlo al altar a empellones y con la ayuda de una gruesa cuerda…

Foto de Tangata Puhuruhuru

Un rito mistérico no puede ser publicado en su totalidad, pero os ofrecemos una muestra de la invocación, por si algún día os veis en la tesitura de tener que sacrificar un minotauro…

Foto de Vic Moore

¡Escúchanos, Dionisio, hijo de Zeus y Sémele, dios del vino y el desenfreno, de las máscaras y el teatro, de la locura y el éxtasis! Te ofrecemos la espesa sangre del Minotauro, que verteremos para emborracharnos con ella en tu honor. ¡Concédenos el frenesí báquico y líbranos de la esclavitud a las normas sociales, la vergüenza y el miedo al qué dirán!

Foto de Vic Moore

El segundo “animal” que se ofreció voluntario para el sacrificio fue una hermosa e inocente ovejita, que inmolamos de forma igualmente sangrienta en honor de Hécate, Artemisa, Prometea: encarnaciones de la Diosa cuya protección femenina solicitamos para nuestra fiesta con estas palabras…

Foto de Vic Moore

Escúchanos, triple Diosa, Virgen, Madre y Anciana, dadora de vida y muerte… Te ofrecemos en hecatombe la sangre de esta doncella, de suave lana virgen color vainilla. ¡Concédenos alegría, valor y fuerza de voluntad, concédenos el placer del sexo y la profundidad del sentimiento, concédenos la libertad!

Foto de Aiko Erosblack

Y tras la muerte, llega la vida, la transmutación de animales muertos en humanos vivos… Que no tardaron en ser convenientemente azotados por los asistentes con los látigos lupercales, tal como manda el antiguo ritual. Aunque eso no lo vamos a enseñar. 🙂

Foto de Tangata Puhuruhuru

Y así dimos paso al resto de la fiesta, tras recitar el estribillo del Pervigilium Veneris, el poema anónimo que abría en el siglo IV las fiestas de tres días y tres noches en honor de Venus… ¡Cras amet qui nunquam amauit quique amauit cras amet! ¡Quien no amó, que ame mañana, y el que amó, que vuelva a amar! ¿No parece un mal plan vital, verdad? 🙂

Foto de Tangata Puhuruhuru

La noche transcurrió como acostumbran a desarrollarse las fiestas nideras: música, juego, buen rollo, charla amigable y, en este caso, un cierto aire a rodaje de la segunda parte de Calígula. Pero lo que pasa en el horno se queda en el horno…

Foto de Aiko Erosblack

Y ya llega el momento de apagar las velas y dejar el resto a la imaginación de cada uno… Por de pronto Françoise y yo, cansados pero contentos, nos retiramos al triclinio a descansar.

Foto de Aiko Erosblack

Crónica pelín atrasada de la Wax Lovers Party

•marzo 8, 2011 • 3 comentarios

Waiting for the drop
To tumble from candle’s flame
Anticipation.
(Haiku anónimo)

(Por Josep)

Estas últimas semanas están siendo una locura de mudanzas, preparación de fiestas y trabajo, pero hemos sacado un ratillo para ir trayendo al blog alguno de los eventos nideros que teníamos pendientes de comentar, empezando por la Wax Lovers Party del pasado 18 de diciembre. Sí, ya, han pasado más de dos meses, qué le vamos a hacer. 😛

Diciembre de 2010, tampoco hace tanto tiempo…

Las velas no sirven sólo para iluminar creando un ambiente íntimo: el calor y el tacto de la cera sobre la piel resultan en manos adecuadas una herramienta erótica de primer nivel… Como fans reconocidos de la cera, Françoise y yo quisimos dedicar una fiesta temática nidera a los cirios pascuales, velitas de té y velones de iglesia. 🙂

No exigimos dresscode obligatorio por un motivo muy sencillo: en una fiesta en la que era más o menos probable que cayera algún goterón de cera en la ropa, poco sentido tenía venir con modelitos caros o sexys. Sin embargo, los invitados (en su mayoría habituales del Nido) se las arreglaron para acudir con glamour y estilo… A medida que fueron llegando, nuestra siempre eficaz camarera Pili les entregó a cada uno un par de velitas de regalo, cortesía de la casa. Las instrucciones recibidas fueron claras: estaba permitido jugar con cera en cualquier lugar del Nido siempre que antes se protegiera con telas o plásticos, de los que pusimos un buen número a disposición de quien los necesitara.

Foto de Vic Moore

En este tipo de playparties más orientadas al BDSM es a veces complicado lograr que la gente se desinhiba y se lance a jugar… No sé si la mejor manera, pero sí desde luego una muy efectiva, es dar ejemplo uno mismo. Así que los anfitriones abrimos el fuego -nunca mejor dicho- con una pequeña muestra de lo bien que se lo puede uno pasar combinando cuerdas, cera caliente, un punto de dolor, buena música y cariño.

Foto de Manchasdetinta

La música que elegimos para la mini-demostración fue una canción que a ambos nos encanta: “Silence is sexy”, de Einstürzende Neubaten (que por cierto veremos pronto en el Primavera Sound, ¡yeah!). La propia estructura de la canción, que alterna largos momentos de silencio con música repentina y extrañamente sensual, resultaba especialmente apropiada para la ocasión. O si no, juzgad vosotros mismos, a ver si no os absorbe el hipnótico cigarrillo del vídeo:

Tras este pistoletazo de salida, los invitados se fueron dividiendo en pequeños grupos distribuidos por los tres espacios del Nido. De forma natural fueron surgiendo juegos, experimentos (¡esos mecheros que más parecían sopletes!), sensaciones… La expectación de la gota que se acumula lentamente en la punta de la vela; los ojos vendados que aumentan la sorpresa; la cera tibia o ardiente, según el tipo de vela y la altura a la que se sitúe; los cubitos de hielo que se alternan con el calor de la llama…

Foto de Vic Moore

Velas gruesas o finas, blancas o de colores, cortas o largas (el récord estuvo en más de medio metro): tuvimos de todo esa noche. Como muestra, un botón: no está mal la cantidad de cera que puede caer sobre una sola espalda, jeje…

Foto de Vic Moore

La penumbra rojiza de la sala del fondo se adaptó muy bien a este tipo de fiesta: iluminados por velas y focos rojos, continuaron los juegos a media luz…

Foto de Vic Moore

En resumen: fue una velada muy agradable, excitante y cálida (nunca mejor dicho), aunque tardaremos en volver a celebrar una fiesta dedicada a la cera en el Nido… Y es que a pesar de que los invitados utilizaron los plásticos reglamentarios, igualmente quedó todo convertido en un campo de batalla, más de lo habitual incluso. 😀 Por suerte contamos con la ayuda de la Srta. Gould para limpiar al día siguiente, pero aún así: con lo difícil de limpiar que resulta la cera, ¡suerte que nos quedan aún muchas fiestas temáticas diferentes antes de volver a pensar en la cera, jajaja!

Y me despido por hoy con esta preciosa foto en penumbra de mi amada Françoise: ¡soplemos la última vela y quedémonos a oscuras hasta la próxima actualización del blog! 🙂

Foto de Vic Moore

Polémicas bedesemeras I – Salir del armario

•enero 24, 2011 • 21 comentarios

(Por Josep Lapidario)

Empiezo hoy lo que espero sea una serie de artículos sobre diversas polémicas que rodean el mundo del BDSM y que reaparecen cíclicamente, como el eterno retorno nietzscheano o los tacos mexicanos con mucha cebolla.

Lejos de mi intención dar respuesta a estas polémicas (no soy sociólogo ni sexólogo), pero dado que me he visto envuelto en alguna y probablemente vuelva a verme en esa tesitura en el futuro, me apetece dejar por escrito mi opinión sobre el tema, de forma que llegado el momento pueda participar en futuras discusiones pegando un enlace a este texto y repantingándome de nuevo en mi sofá preferido.

Abro el fuego con un tema siempre candente: salir o no del “armario” bedesemero, y hasta qué punto tienen que ocultar su identidad los aficionados al BDSM tras máscaras, nicks y antifaces.

Es evidente que la necesidad de “salir del armario” para homosexuales (entiéndase aquí cualquier variante LGBT) es mayor que para aficionados al BDSM… Una pareja hombre-mujer que practique habitualmente BDSM puede hacerse arrumacos y carantoñas en la calle sin que nadie comente nada, mientras que una pareja homosexual (bedesemera o no) lo tiene más difícil para que sus efusiones de cariño pasen desapercibidas en público. (Bueno, vale, una pareja bedesemera no puede iniciar juegos D/s en un bar, pero tampoco es tan grave a no ser que seas actriz de Public Disgrace).

Sin embargo, hay mil otras maneras en que la querencia por el BDSM puede pasar a ser de dominio público: una foto que llega a manos de quien no debe, comentarios de un vecino cotilla o un amigo bocachancla… Y ahí sí que acaba teniendo importancia la diferencia entre salir uno mismo del armario bedesemero o que te saquen de él a empellones.

 

No pido tanto, ¡lo juro!

Reconozco que hay muchos y muy buenos argumentos en contra de salir del armario

1) Incomprensión social

En TVTropes, una interesantísima (y adictiva) wiki que recoge de forma muy amena convenciones narrativas presentes en relatos televisivos, comiqueros o cinematográficos, puede encontrarse una entrada llamada “Bondage is Bad” , que recoge representaciones negativas del BDSM en los medios. Como muestra, un botón: en la por otra parte excelente serie “Bones“, hay al menos dos capítulos en que las prácticas sadomasoquistas no sólo son ridiculizadas, sino que además se presentan como peligrosas, propias de dementes y de gente que no sabe disfrutar del sexo “corriente”. Todos los tópicos idiotas y desinformados reunidos en uno. 😛

 

La doctora Brennan desconfía de los floggers rosa

Potencialmente los bedesemeros pueden recibir hostias (qué ironía) desde muchos frentes: psiquiatría decimonónica, feminismo mal dirigido (por suerte minoritario dentro de las corrientes feministas con que simpatizo), y por supuesto la “psicología Fisher-Price” o de barra de bar. Cada uno de estos enemigos merece artículo propio, pero el caso es que al salir del armario hay que estar preparado para enfrentarse a argumentaciones y ataques de todo jaez, a veces delirantes, a veces auténticos retos intelectuales. Y no todo el mundo tiene ganas de meterse en esos berenjenales.

 

Todo bar tiene su comisión de expertos

Es un poco la pescadilla que se muerde la cola: poca gente quiere salir a la luz pública porque el BDSM no se considera “natural”, y el BDSM no se considera “natural” porque poca gente quiere salir a la luz pública. Visto desde ese prisma, casi nos merecemos lo que nos ocurre: una presencia pública del BDSM lamentable en la mayoría de los casos y en la mayoría de los medios. Recientito está el escándalo de nosequé programa de mierda de Tele Cinco sacando a un “falso esclavo” con máscara de goma reafirmando su hombría diciendo que no le creamos pagafantas por chupar pies, porque en realidad es un maltratador condenado (es difícil juntar más estupidez, tópicos rancios y chorradas en una sola frase)…

Aquí Tele Cinco, aquí un payaso

Y ya veremos cómo sale el programa de “21 días” dedicado al BDSM, que por las informaciones previas aparecidas en prensa me da más miedo que otra cosa. Sólo me consuela saber que en ese programa han participado al menos una pareja y una dómina que sí son realmente del gremio…

"¡Oh, Dios mío, le está azotando el culo!"

El BDSM es un mundo amplio y heterogéneo, con un vocabulario propio y unas convenciones bastante desconocidas fuera de su ámbito. Quien intenta mostrarlo desde fuera suele representar sólo una parte de este mundo, por lo general la más convencionalmente tópica, o sólo la más fácilmente morbosa, o sólo la más “profesional” y alejada de la realidad cotidiana de muchas parejas (no tengo nada contra el BDSM profesional, ya hablaré de ello alguna vez aquí, pero para mucha gente “de fuera” todo el sadomaso es profesional y es una pena que perviva esa imagen).

La periodista de “21 días” ha soltado una frase pelín tonta en la promoción del programa: “A mí me sorprendió mucho que más allá de la relación de dominación-sumisión, tienen un abanico de emociones”. No jodas, Sherlock. Qué esperabas. A ver si por disfrutar del bondage o los azotes no se va a poder sentir amor, odio, miedo, alegría, rabia o celos.  “Si nos pinchan, ¿acaso no sangramos?”, nunca mejor dicho en este caso.

 

¡Adelita, no nos falles!

 

Por resumir: si alguien no quiere salir del armario porque piensa que le van a confundir con un demente o un maltratador, le diría si le importa mucho la opinión de alguien que no sabe distinguir entre un combate de judo y darle una paliza a un tipo en un callejón.

2) No dar munición a los gilipollas:

A lo largo de la vida es inevitable ganarse algunos enemigos: yo intento ser siempre diplomático, pero haría falta ser Gandhi para no acabar pisando algún callo en cualquier ámbito de la vida y que te aparezca un Lex Luthor inopinadamente. Está claro que cuanta más información tengan de ti tus enemigos, con más precisión podrán dirigir sus dardos… Pero también lo es que vivir con miedo a lo que dirán de ti cuatro gilipollas a quienes le caes mal es un tanto triste. No hago nada ilegal ni éticamente reprobable, así que ¿qué más da? Y nadie me podrá hacer nunca chantaje con hacer públicas fotos mías practicando BDSM: ya las publico yo mismo, muchas gracias.

 

A Lex Luthor no le salen bien las cosas...

3) Circunstancias familiares particulares:

Este sí que es un motivo de peso… No pienso tanto en quien tiene padres muy conservadores (en ese caso el mismo toma y daca generacional ya empuja a “salir del armario” aunque sólo sea para tocarles las pelotas), sino especialmente en la gente que tiene críos pequeños. Y es que, al menos mientras el BDSM no esté naturalizado, es ciertamente delicado que, por ejemplo, los compañeros de clase de tu hijo se enteren de que papi sale en la Penthouse atando y azotando a mami. Y eso sin hablar de una de las plagas bíblicas que acompañan a casi cualquier separación: la custodia por los críos. ¿Qué abogado de divorcios no usaría los prejuicios sociales o las confusiones interesadas entre BDSM y maltrato para inclinar la balanza a favor de su cliente?

En mi caso, este motivo no aplica: por un lado, mi familia es muy maja; por el otro, no pienso tener hijos (ya perpetué mi semillita genética donando esperma hace unos años).

Mucha gente se sorprendería si supiera más de sus padres...

4) El hombre del saco del siglo XXI: los cotillas de RRHH.

“¡Cuidado con lo que pones en tu Facebook, que los de RRHH lo miran antes de contratarte! Bueno, pues que miren, yo qué quieres que te diga. No me gustaría trabajar en una empresa que no aceptase fetichistas o bedesemeros, del mismo modo que no me gustaría trabajar en una empresa que no aceptase homosexuales o transexuales. Mi trabajo no lo realizo con una máscara de cuero o un látigo en la mano, y que se evalúe mi idoneidad para un puesto por mis gustos en el dormitorio me parece suficientemente subnormal como para no pensar en ello dos veces.

Así que a Peláez le gustan los látigos... ¡Hmm, a la jefa de Contabilidad también!

“Pero en tiempos de crisis como éste no hay que poner en peligro el trabajo…”. Anda, no me jodas. Con la crisis se están intentando justificar recortes de derechos laborales, bajadas de sueldo (estando los nuestros entre los más miserables de Europa) y disminuciones del gasto social: que no me toquen los cojones usando también la crisis como argumento para perpetuar una especie de miedo a reconocerse uno mismo tal como es.

Sí reconozco que hay casos en que el tipo de trabajo hace imposible la salida del armario… El ejemplo más palmario es el de profesor de primaria, donde la habitual histeria de muchos padres les haría difícil entender que cuando salen de clase, los profes no son angelitos asexuados.

Pero hay más: así a bote pronto se me ocurren políticos, jueces (increíble la ordalía a la que fue sometido un juez belga, retratada en la peli SM Rechter, de la que pronto hablaré aquí), y en general cualquiera con una posición “mujer del César” demasiado expuesta a la opinión pública. Sin embargo, sí creo que se exagera muchísimo este peligro, y que a la gran mayoría de empleadores les importa una mierda lo que hagas en tu dormitorio mientras hagas bien tu trabajo.

5) Posible vulgarización:

Mucha gente en el mundillo del BDSM ya está contenta con esa imagen del sado subterránea, oscura y en cierto modo elitista. Algunos (sobre todo parte de la “vieja guardia”) pasaron una especie de infierno para entrar en contacto con este mundillo antes del advenimiento de Internet, y ven con una cierta rabia que ahora baste un grupo de Facebook para tener mil contactos fetichistas al alcance del dedo… Lo que les lleva a ver como superficial cualquier contacto con el BDSM que no haya venido precedido de un considerable esfuerzo previo.

A otros simplemente ya les gusta que la sociedad les vea como depravados (bueno, ¿y a quién no le divierte epatar al burgués?). Y otros temen que naturalizar el BDSM lleve a vulgarizarlo: “Belén Esteban descubre sus primeras esposas”, para entendernos.

 

Al fin y al cabo Sade era un aristócrata...

Es fácil vulgarizar y ridiculizar lo que se desconoce, y quedarse en las catacumbas no sirve para evitar que el BDSM se trate como telebasura… Si los bedesemeros esconden la cabeza en la arena, falsos esclavos y falsos Dominantes darán la cara por ellos. En el fondo acabamos en la dicotomía de Apocalípticos e Integrados de Umberto Eco: no me voy a rasgar las vestiduras porque Nobuyoshi Araki saque fotos de lady Gaga atada, más bien me alegraré de que llegue una visión positiva del bondage a los mass media. Hay que elegir bien el campo de batalla, no renunciar a la guerra dándola por perdida.

 

Pues sí, Araki ató y fotografió a Lady Gaga...

Pasemos ahora a los argumentos a favor de salir del armario:

1) Normalización:

O quizá sería más apropiado llamarlo “naturalización“. Y es que la querencia por el BDSM nunca será “normal” en el sentido de “estándar” o “ampliamente compartida por la mayoría de la población”… Pero es que yo no quiero que el BDSM sea “normal”, sino natural. No quiero un país lleno de fetichistas (aunque no estaría mal) sino un país en que se entienda qué implica y qué no implica disfrutar del BDSM…

Ya es muy de paleto o de fanático religioso creer que la homosexualidad es una enfermedad o una tara, pero aún hay mucha gente que cree que el gusto por el sadomasoquismo es algo antinatural o un síntoma de locura. Eso me toca abundantemente las pelotas, y si salir del armario fue un arma válida para naturalizar la homosexualidad, no veo por qué no podría servir para algo parecido derribar la puerta del armario sadomasoquista.

Y a los que tienen miedo de que naturalizar sea lo mismo que vulgarizar, les preguntaría qué les parece este vídeo precioso emitido en el canal Arte (que no será mainstream pero tampoco es precisamente desconocido) que muestra una performance de Dasniya Sommer…

 

Decir que me encanta es quedarse corto

2) Huir de la esquizofrenia:

Lois Lane ama a Superman sin saber que lo conoce como Clark Kent, quien a su vez quiere ser amado por su faceta cotidiana y no la superheroica… Joder, qué innecesario follón. Cuelga las gafas, Clark, muéstrate tal como eres, y sé lo suficientemente adulto como para no ir jugando a la “persona normal” tratando de parecer lo más apocado y gris posible. ¡Luce tus calzoncillos rojos con orgullo gay! No, quiero decir… ¡Con orgullo superheroico!

 

¡Wonder Woman nunca necesitó una identidad secreta!

Coñas aparte, sí es cierto que representa un curioso alivio dejar de recurrir a los disimulos, mentiras, ocultaciones o verdades a medias a que se ve uno obligado si quiere mantener una separación férrea entre su sexualidad particular (en este caso, el mundo del BDSM) y su imagen pública, laboral, familiar… Es todo mucho más sencillo llevándolo de forma natural, sin ocultarlo y sin pregornarlo (no se trata tampoco de ser indiscreto o vulgar), pero de forma que si alguien te pregunta, puedas contestarle la verdad sin muchos aspavientos.

3) La paradójica buena imagen del bedesemero:

Si volvemos a TVTropes, podemos encontrar con satisfacción la entrada “BrainsAndBondage”, en la que se recoge la cada vez más frecuente convención narrativa de adjudicar a los practicantes de BDSM un nivel cultural y de inteligencia superior a la media: por ejemplo la dominatrix Lady Heather, en CSI, que fascina con su inteligencia y cultura al mismísimo Grissom. Incluso la variante negativa de esta convención tiene su qué: el malvado culto y refinado que la web de tropos recoge en la entrada “Wicked Cultured”. El diabólico Darth Vader habla como un culto noble inglés, Luke Skywalker como un sencillo granjero… Pero Darth Vader tiene mucho más carisma que el pobre Luke.

 

¡Dale duro, Lady Heather!

Desconozco si hay estudios que relacionen el nivel cultural con la querencia por el BDSM (ya lo buscaré), pero en mi experiencia personal no creo que ni el nivel social ni el cultural sean un factor apreciable en las tendencias sadomasoquistas… Si acaso, sí influyen en el estilo con que se manifiestan, pero esa es otra historia. A pesar de ello, tiene su gracia estar en buena compañía fetichista y compartir perversión con Rousseau, Michel Foucault o el mismísimo Aristóteles, con su afición a hacer de pony boy para Phyllis…

 

¡Arre, caballito filósofo!

4) Willkomen, benvenue, welcome:

Uno de los objetivos principales tras la creación del Nido ha sido siempre ofrecer un espacio que no sea exclusivamente BDSM sino BDSM-friendly, es decir, abierto no sólo a encuentros BDSM sino también a eventos (siempre privados) como el club del libro, las fiestas Rocky Horror o actuaciones del Cabaret Manson. El propio entorno del Nido, con sus potros y cruces de San Andrés, ya despierta la curiosidad de muchos de los asistentes a esos encuentros, y atenúa la sorpresa si a alguno de los asistentes le da por desempolvar el látigo. De hecho una cosa suele llevar a la otra, a alguien presuntamente vainilla le da por probar las cuerdas… Y de repente el exiguo grupo de fans del bondage se ha incrementado en uno. 🙂

 

El Nido de cuerdas mensual

Para generar ese ambiente acogedor, esa puerta de entrada amigable y natural al BDSM, veo un requisito no avergonzarse de lo que uno hace. ¿Verdad que sonaría raro a estas alturas que en una entrevista de la tele saliera alguien con la cara pixelada, la voz alterada y nombre falso, confesando que es homosexual y regenta un bar de ambiente? Pues yo no pienso tampoco pixelarme el jeto para hablar del Nido en parte alguna, si se me da la oportunidad.

En el libro “BDSM 101” de Jay Wiseman (que aquí se llamó “BDSM. Introducción a las prácticas y a su significado“) se pueden encontrar varias referencias a la salida del armario, y entre otras cosas indica que para cualquiera que desee organizar encuentros o crear asociaciones bedesemeras, es inevitable ponerse bajo el foco de la luz pública o semipública.

Así que cuando Françoise y yo creamos la asociación cultural del Nido y empezamos a darla a conocer, ya sabía que tenía que estar preparado para que cualquier conocido, familiar o colega de trabajo me dijera: “coño, ¿tú eres el del Nido del Escorpión del enlace que me enviaron el otro día?”.

 

Pues sí, somos los anfitriones. ¿Te gusta el sushi?

 

Para terminar

Bueno, ¿y cuál es mi opción tras valorar todo lo anterior?

Tras mucho considerar los pros y los contras, decidí que me importaba un pito.

Así que mi opción es sencillamente ni esconderlo ni contarle mi vida al panadero de la esquina. En Facebook estoy con mi nombre real (aunque con configuración de privacidad restrictiva), en otros sitios aparezco como Josep Lapidario (mi nick favorito, quizás por simetría con mi hermano Juan Nicho) o como Bic Cristal (escribo normal), pero no me preocupa demasiado.

Mi familia ya sabe de mis gustos, y que los comparto con mi pareja. La mayor parte de mis amigos, también. ¿Y si se enteran los de mi curro, qué más me da? Otros compañeros de trabajo actúan en grupos de música, o juegan en liguillas de fútbol: yo organizo clubes del libro, fiestas temáticas de BDSM amateur o nyotaimoris. ¿Y qué? ¿Voy a programar mejor o peor en Java porque me lo pase bien atando o dando latigazos? ¿Por qué tendría que esconder algo que no es inmoral ni ilegal ni engorda, algo de lo que no me avergüenzo sino que forma parte de mí? Otra cosa es que no lo voy contando por ahí a no ser que me comenten algo antes: si un compañero de trabajo o quien sea me pregunta, contesto, pero no voy por ahí con un cartel en la frente porque ni hace falta ni viene a cuento.

Por otro lado, esta “salida del armario” tiene sus recompensas inesperadas. Estas Navidades mis padres me regalaron un libro precioso de grabados eróticos japoneses, en una edición cuidadísima de la editorial Phaidon. Su comentario fue: “como a ti te gustan estas cosas…”. 🙂 A veces amigos míos a los que hace tiempo que no veía me escriben o llaman para comentarme que han visto que estoy involucrado en tal o cual fiesta, y pidiéndome opinión o consejo sobre este tipo de cosas “porque siempre me han dado morbo pero no sabía cómo meterme”…

 

Un poco grande para tenerlo en la almohada, eso sí

Y hasta aquí hemos llegado en el artículo de hoy: espero que hayáis sobrevivido al rollazo… 🙂

“Quien no ha visto Graná, no ha visto ná”: Medical Fetish Party en el TeLeLe

•enero 21, 2011 • 1 comentario

Tanto Françoise como yo tenemos ánimo viajero, así que aunque nuestro exiguo presupuesto nos lo suela impedir, aprovechamos cualquier oportunidad para salir a ver mundo y visitar a las amistades que tenemos distribuidas por ahí… Hace un par de semanas decidimos volar a Granada para pasar un par de días de relax, ir de tapeo y conocer por fin la mazmorra privada llamada TLL o TeLeLe, que dirige con estilo y gracia la encantadora Lady Selene junto a varios socios.

La primera vez que oí hablar del TLL fue de labios de la propia Selene hará un par de años, cuando ambos estábamos dando forma a nuestros proyectos. En cierto modo, el Nido y el TLL nacieron a la vez… A partir de entonces fuimos viendo las convocatorias de fiestas y saraos, y de hecho Françoise, yo y una pequeña expedición estuvimos a punto de acudir a la Nu2, dedicada al bondage oriental… Pero finalmente nos resultó imposible. Quiso la suerte que la oportunidad nos llegase cuando estaba prevista la primera Medical Fetish Party del TLL! Como grandes fans de las “broken dolls” y su estética, Françoise y yo no podíamos faltar.

Al llegar a Granada nos acogieron Selene y diana{Selene}: hay que ver qué agradables y acogedores fueron durante toda nuestra estancia. Fuimos a dar una vuelta por el barrio de las teterías y la orilla del río, parando en cierto momento para degustar tés morunos y sentirnos todavía en cierto modo en la fiesta 1001 noches…

Ya de camino al lugar de la fiesta, nos encantó ver que el TLL está situado en una área poco poblada, cerca de una fábrica abandonada de esas que nos dan morbazo (ya escribiré algún día sobre los “hot pussy hierritos oxidados“). Una serie de escaleras metálicas, un amplio pasillo y una puerta metálica dan acceso a un lugar cómodo, agradable y aparentemente en constante expansión y mejora. La mayor parte de muebles y aparatos son artesanales: madera sólida, gruesas cadenas y una gran atención al detalle: por ejemplo, la mesa con cepo ajustable para diferentes alturas nos sorprendió por su sencillez y utilidad. Cruz de San Andrés, postes para bondage, potro…

Llegó la hora de cambiarse y abrir la maleta que seguro habrá picado la curiosidad de los vigilantes de Rayos X del aeropuerto… Traje eléctrico de cirujano para mí, y set de prótesis, corsé y collarín para Françoise, todo cortesía del grandísimo Miguel de Costuras Escénicas. Y es que nos encanta la estética Crash (ya llegará hora de rendirle homenaje a Cronenberg y a Romain Slocombe en el Nido).

¡Qué guapa estaba Françoise! Me sorprendió el equilibrio que demostró: estaba convencido de que no aguantaría más de cinco minutos con los taconazos y la prótesis de pierna, pero qué va… Varias horas pasaron durante las que Fran pudo caminar por todo el local, aunque fuera a veces apoyándose en su cirujano (para eso estamos los médicos, ¿no?). De hecho, una prueba de mis habilidades como médico fue la pronta recuperación de Françoise, que pudo sacarse collarín, corsé y prótesis al cabo de unas horas gracias a mis diligentes cuidados, jeje.

En particular Selene se rió mucho con el paquete de tabaco que Fran se guardó en el escote: la etiqueta de “El tabaco perjudica la salud” bien visible sobre la accidentada múltiple resultaba especialmente irónica. 🙂 A lo largo de la noche Selene requirió de mis servicios de cirujano para realizar una intervención de emergencia sobre sahra{Jerezano}, una paciente que requirió un atado de emergencia… Era su cumpleaños, una fecha propicia para una intervención médica.

 

En resumen, fue una velada muy agradable, durante la que trabamos nuevas amistades y vimos el TLL en funcionamiento. Aquí podéis encontrar otra crónica de la fiesta escrita por Lady Selene..

Terminamos ya avanzada la madrugada, así que el día siguiente lo dedicamos al relax más absoluto en el hotel. Jacuzzi, descanso y pasear a la Xuski por Granada, jajaja… Por la noche, Selene y diana{Selene} nos llevaron a un bar donde tuve ocasión de quedarme totalmente ojiplático ante el ENORME tamaño de las tapas que se sirven junto a las cervecitas… Qué gran costumbre y qué pena que no esté implantada en Cataluña, caray.

Pusimos así final a la visita con una velada de animada charla y muy enriquecedor intercambio de opiniones sobre lo divino, lo humano y los problemas a que se enfrenta cualquiera que intente organizar eventos colectivos en el mundillo frecuentemente individualista del BDSM.

Y despido esta entrada deseando que volvamos a vernos pronto, sea en Granada o en Barcelona! Y es que es un placer ver cómo en diferentes ciudades van surgiendo iniciativas más o menos paralelas, cada una con su personalidad y objetivos diferenciados pero con algo en común… Las ganas de disfrutar de la vida, qué coño. 🙂

La primera norma del club del libro es no hablar del club del libro…

•enero 9, 2011 • 4 comentarios

(Por Josep)

…pero no puedo resistirme.

Así que aunque tenemos pendiente aún comentar alguna fiesta del año pasado (la Wax Lovers Party y la Bye Bye 2010), me apetece inaugurar el blog en 2011 presentando el club del libro, una de las actividades que más me gusta celebrar en el Nido, y  que mucha gente se sorprende de que organicemos. Y es que a priori puede sonar extraño montar un club literario en un sótano rebosante de perversiones, pero la verdad es que el Nido se presta bastante bien a este tipo de encuentros… Y me encanta verlo bien repleto de libros. 🙂

No, no es el Nido pero podría serlo...

El funcionamiento del club es sencillo: cada asistente aporta de uno a cuatro libros, y entre cerveza y cerveza explica por qué los ha traído, los comenta someramente, los recomienda en general o a alguno de los presentes en particular… Los libros se van dejando sobre la mesa, y al final del evento cada cual se lleva los libros que le han resultado interesantes… O lo intenta, ya que es posible que dos o más personas quieran llevarse el mismo libro. Llega entonces el momento de abalanzarse sobre la mesa cual horda de zombies sobre un cerebro fresco: se recomiendan los pactos, peleas, trapicheos, “como una subasta de Sotheby’s pero con fustas“, dijo en cierta ocasión un habitual… 🙂

 

(Por cierto, las fotos de este artículo son del gran Hob).

Como anfitrión voy apuntando en una libretita (que luego traspaso a un Excel) quién se lleva qué, y me encargo de que sea devuelto a su legítimo dueño en el siguiente club del libro o más adelante si se solicita una prórroga. Los libros pueden ir cambiando de mano en mano durante varios clubes del libro hasta que el dueño decida recuperarlos, momento en que se retiran de la circulación…

Las reglas y recomendaciones del club no son exactamente las de la camiseta de la foto de arriba, sino las siguientes:

1) Avisa con antelación de tu asistencia: En las primeras reuniones del club éramos cuatro o cinco personas, pero con el tiempo nos hemos ido juntando cada vez más, y por motivos de logística elemental no podemos ser más de 18-20 personas por sesión… ¡Reserva pues tu plaza lo antes posible a partir del momento en que enviemos la convocatoria!

2) Trae entre uno y cuatro libros. No tienen por qué ser “grandes obras” de la historia de la literatura, ni tampoco deberían ser esos libros que rondan perdidos por cualquier casa y que ni has desenvuelto aún del plástico porque tienen pinta de truño. Lo ideal es elegir libros que no tienen por qué ser perfectos pero te gustan A TI por un motivo u otro: lo que más mola del club del libro es el entusiasmo con que cada cual habla de los libros que trae. Sirven tanto novelas como ensayos, poemas, obras de teatro y por supuesto cómics y novelas gráficas: hay más lírica en cualquier tebeo de Alan Moore o Neil Gaiman que en muchos premios Planeta. No tienen por qué ser libros sexuales ni bedesemeros: de hecho sólo un pequeño porcentaje suele serlo. ¡Ah! Y también es válido traer libros en inglés o francés: siempre habrá alguien a quien le interesen (yo mismo estoy en una fase anglolectora ahora mismo).

3) Si es tu primera tarde en el club, te toca hablar primero. Bueno, en realidad segundo, porque siempre abro yo el fuego para dar un poco la pauta de cuánto tiempo debería durar cada intervención… Es tentador enrollarse cuando por fin te toca hablar, pero por respeto a todos deberías ser intenso y apasionado pero breve. En las pausas y al final del club hay momentos para hablar más en profundidad y en petit comité sobre los libros más interesantes…

3) No seas destructivo a la hora de devolver un libro. Es evidente que al llevarse libros desconocidos a veces hay suerte y a veces no… Y el libro que a Fulanito tanto le gusta resulta una mierda para Menganito. Pero en el momento en que Menganito devuelve el libro durante el club, es importante que su crítica sea constructiva: “No me ha gustado demasiado porque no es realmente mi estilo, pero si a tí te gustan este tipo de historias a lo mejor te gustan los autores X o Y” es válido, pero “Este libro es una reputísima mierda y el autor debía estar enganchado al jaco cuando lo escribió” no.

4) No interrumpas al que tiene la palabra. La persona que habla en cada momento tiene “la fuesta del poder” en la mano (puede verse en la foto inferior), y está autorizada a utilizarla para propinar molestos capones (nada de azotitos erótico-festivos) a cualquiera que la interrumpa repetidamente. Y es que una cosa es añadir un comentario rápido aprovechando una pausa de la persona que presenta y la otra cortarla a media frase para contar una larguísima anécdota…

5) Trae por favor algo de picar y/o beber. El club del libro es una actividad del Nido pero va un poco por libre por motivos históricos, por lo que no pedimos participaciones ni montamos cátering. Pero hablar reseca la garganta y hace entrar hambre, así que pedimos a los asistentes que traigan cervecitas, Coca-Cola, galletitas, pizzetas o lo que consideren conveniente para montar un refrigerio entre todos. Y ya que estamos, aunque el club del libro sea una actividad totalmente gratuita, agradeceremos muy sinceramente a cualquiera que contribuya a ir rellenando la huchita de donativos voluntarios para ayudar al mantenimiento del Nido… ¡Mil gracias!

¡El Nido os necesita!

6) Si tienes libros que devolver y no vas a poder venir al club, avisa o déjalos otro día en el Nido. Se pueden conceder prórrogas a los libros, pero si prevés que en un tiempo no vas a poder acudir a ningún club, pásate en algún momento por el Nido y deja allí los libros que tengas pendientes… El Nido es la Banca, como en el Monopoly. 🙂

Gracias al club del libro he descubierto autores interesantísimos, novelas apasionantes, cómics muy chulos… Y sobre todo, hemos tenido la oportunidad de pasar tardes muy agradables en buena compañía y aprender más los unos de los otros (es muy curioso ver qué libros elige cada cuál para traer y por qué). ¡Y en esta época en que algunos afirman que la literatura es un arte moribundo, me encanta ver cómo aún levanta pasiones!

Quien quiera hacerse una idea de qué tipo de libros se ven por allí, en este enlace podrá encontrar la lista de mis libros leídos durante el 2010, un buen porcentaje de los cuales salió del club del Nido del Escorpión… ¡Allí os esperamos! 🙂

 
A %d blogueros les gusta esto: